“Sentirse competente no quiere decir necesariamente sentirse capaz de llevar a cabo la tarea de manera autónoma o individual, sino también con ayuda de los demás.” (Echeita, 2007, pág. 121)

Nos encontramos en un mundo diverso, donde la educación inclusiva se presenta como una forma de enfrentar la realidad.

En Ecuador se ha luchado por décadas para conseguir cambios sociales, políticos y económicos, además por alcanzar un nivel de calidad para los sectores vulnerables.

La Ley Orgánica de Educación Intercultural Ecuador (LOEI), quien se encarga de velar por los derechos de estudiantes, ha logrado transformar radicalmente aspectos relevantes en el sistema educativo ecuatoriano y estos cambios que cuentan con un marco legal que la legitima e impulsa.

En el último año, se ha analizado las normativas en cuanto a las prácticas educativas inclusivas en las políticas y la cultura educativa del país, dando una clara evidencia que las resistencias del sistema educativo actual mantienen posturas integradoras para dar respuesta a las necesidades educativas especiales.

La educación se considera:

…un derecho de las personas a lo largo de su vida y un deber ineludible e inexcusable del Estado. Constituye un área prioritaria de la política pública y de la inversión estatal, garantía de la igualdad e inclusión social y condición indispensable para el buen vivir. Las personas, las familias y la sociedad tienen el derecho y la responsabilidad de participar en el proceso educativo. (Ec. Const. 2008, cap. 1, art. 26)

¿Qué significa igualdad en inclusión social?

De cierta manera, indica la necesidad de una educación especializada, y una educación diferente e ordinaria, donde los derechos y oportunidades para todos sean equitativos. Desde la constitución se demanda una educación diferente y de calidad. El objetivo principal es que todos los estudiantes participen en el proceso de enseñanza-aprendizaje, e incluso los padres de familia y toda la comunidad. Se trata de integrar a todos, con igualdad de derechos, al proceso educativo (Ainscow, 2001; Booth & Ainscow, 2002; Echeita, 2007; Slee, 2012).

Sin embargo, cabe aclarar que, para lograr que la educación sea inclusiva, se necesita del máximo apoyo de autoridades, docentes, además, se necesitan recursos económicos y la comprensión de la sociedad en general en cuanto el reconocimiento de discapacidades en la educación.

A partir del análisis de la educación inclusiva, el Estado ecuatoriano no se ha quedado atrás. A lo largo de los últimos 10 años se han desarrollado diferentes reformas educativas que fortalecen el reconocimiento del derecho de todas las personas con discapacidad a ser escolarizadas dentro del sistema educativo ordinario siempre que sea posible (Ec. LOEI. 2011. § VIII, cap. 1)

¿Cuáles son los artículos de la LOEI que apoyan a la Inclusión de estudiantes con NEE?

En el artículo 47 se establece sobre las Necesidades Educativas Específicas, el cuál anuncia que el Sistema Nacional de Educación en todas sus ofertas, servicios, programas, modalidades, sostenimientos, jornadas y niveles educativos garantizarán el acceso, aprendizaje, participación, permanencia, promoción, y culminación de estudios de las personas con necesidades educativas específicas, las mismas que pueden estar ligadas a la discapacidad, a la dotación superior, a las dificultades específicas del aprendizaje y de estudiantes en situación de vulnerabilidad.

Además, cada establecimiento educativo, tiene la obligación de recibir a estudiantes con NEE, de igual manera a partir de la evaluación psicopedagógica se creará los recursos necesarios para el apoyo que permitan el pleno ejercicio de los derechos en el ámbito educativo, a través de la eliminación de las barreras del aprendizaje y participación. También, se tomará medidas para promover su refuerzo pedagógico y evitar su rezago o exclusión escolar.

Artículo 47.1.- Educación para las personas con discapacidad

“Se establecerán políticas, programas y otros mecanismos destinados a garantizar la INCLUSIÓN de estudiantes que por sus características biopsicosociales enfrentan de diferente manera el proceso de aprendizaje, participación, permanencia, promoción y culminación en todos los niveles del Sistema Nacional de Educación”.

El Sistema Nacional de Educación atenderá a cada persona de acuerdo a sus características individuales para garantizar el acceso, aprendizaje, participación, permanencia, promoción y culminación de la educación formal en todos sus sostenimientos en derecho de igualdad de condiciones sin discriminación.

Artículo 47.2.- De la Unidad Distrital de Apoyo a la Inclusión

“En una unidad especializada y técnicamente implementada a nivel territorial para la atención a los estudiantes en situación de discapacidad a través de la evaluación, asesoramiento, ubicación e intervención psicopedagógica en los diversos programas y servicios educativos, en todas las modalidades de atención y en todos los niveles del sistema educativo”.

Para este proceso es necesario la participación de profesionales psicología educativa, clínica, pedagogía especializada en inclusión, psicopedagogía y otras carreras interdisciplinarias a fines que permitan el cumplimiento de las atribuciones establecidas en la Ley y el Reglamento General.

Artículo 47.3.- De los docentes de apoyo a la inclusión

“Las instituciones de educación deberán contar con al menos una o un docente de apoyo a la inclusión que brindará acompañamiento a los docentes que tengan en sus aulas a niños, niñas, adolescentes, jóvenes y adultos con discapacidad para desarrollar estrategias diversificadas, metodologías, adaptaciones curriculares individuales que respondan a sus particularidades”.

Artículo 47.4.- Del centro de recursos psicopedagógicos

«Es una unidad especializada y técnicamente implementada por un equipo multidisciplinario con la finalidad de asesorar y acompañar a docentes, estudiantes y familias con discapacidad para la eliminación de las barreras de aprendizaje y participación en el proceso de enseñanza-aprendizaje».

Somos responsables de dejar atrás la larga tradición de abandono y desinterés en la educación ecuatoriana, a pesar de los cambios, es necesario persistir por que se cumplan cada una de las reformas educativas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *